Ocio

Se celebra el Día Internacional del Gato

Este jueves se celebra el Día Internacional del Gato, fecha establecida en el año 2002. Un día ideal para celebrar con tu mascota.

El Día de los Gatos fue instaurado en 2002 por el Fondo Internacional para el Bienestar Animal (IFAW), como una cita dedicada a estos felinos que copan el tráfico de los videos de internet. Se trata de  uno de los días más emotivos en relación con estos animales domésticos, ya que se celebra tras la muerte de Sacks, el gato de la familia del ex presidente de los Estados Unidos Bill Clinton, en 2001.

Sacks recibía más de 100.000 cartas de fans al año, que eran puntualmente contestadas por un equipo de voluntarios acompañando como firma la huella impresa de su gato.

En España la compañía Bizneo HR, dedicada al software de Recursos Humanos,  concluyó en un reciente informe que cada vez más las compañías están dispuestas a apostar por las conocidas como «políticas pet-friendly». Su responsable de comunicación, Agueda Llorca explicó a EFE el por qué dedicar este día a los gatos, puesto que ellos no solo han copado vídeos en internet sino que han empezado a ganar presencia en múltiples entornos.

Caricias para las personas mayores

Así, son muchas las residencias que acercan a gatos y perros a las personas mayores para que las caricias proporcionadas a estos animales de pelo suave sustituyan de alguna manera la falta de afecto de los seres que hasta hacía poco tiempo les acompañaban. Llorca explicó que para que se den estas circunstancias de que un animal pueda estar cerca de personas mayores y dejarse acariciar, “una mascota debe recibir una educación. En cualquier caso, el animal debe sentirse cómodo y estar acostumbrado al contacto humano. Ha de ser dócil y confiado”.

“Esto tiene mucho que ver con cómo haya crecido (por ejemplo, un gato recogido de la calle tenderá a mostrarse receloso mientras que otro que ha crecido en un entorno amable será todo lo contrario)”.

Tu mascota, también en la oficina

Según el informe de Bizneo HR, “son cada vez más las empresas que se plantean permitir a sus empleados llevarse a su mascota a la oficina, porque han considerado que acariciarlas reduce el estrés y mejora la productividad”.

El gato ha estado acompañando a grandes protagonistas de la historia, desde el novelista Charles Dickens, a la reina Victoria de Inglaterra e incluso al profeta Mahoma, que, según cuenta la leyenda, prefirió arrancar una pieza de tela de la manga de su túnica que en la que dormía su gata Muzza, antes que molestarla.

Incluso se dice que el presidente estadounidense Theodore Roosevelt conversaba a menudo con sus gatos Tom y Zapatillas sobre el Canal de Panamá.

La tendencia de proteger a los animales abandonados viene de lejos, en concreto, de Japón. El país nipón lleva trabajando con perros desde 1991 y empezó a incorporar mininos a la oficina hace ya casi 20 años.

El informe realizado por Bizneo HR pone de manifiesto que “en concreto, acariciar perros o gatos atenúa la ansiedad y sirve para combatir la fatiga de la propia jornada laboral”.

Compartir espacio con gatos y perros reduce el absentismo

Otro dato que revela el informe de Bizneo HR,  “Mascotas en el trabajo”,  es que “compartir espacio con gatos y perros reduce el absentismo e incrementa la satisfacción del conjunto de los empleados en general. Así lo aseguran 7 de cada 10 sujetos de la muestra”.

En cuanto a la raza de los gatos que están más dispuestos a vivir en una familia, entre personas y niños, Llorca se refiere a que es muy importante “comentar que en la definición del carácter del animal influye mucho el entorno”.

“Cuándo se le haya acogido en el entorno familiar (si se ha acostumbrado a los niños desde el principio o ha entrado en el hogar después), cómo lo tratemos, si está acompañado o solo durante el día, etcétera”.

“No obstante existen algunas razas como el Maine Coon (le gusta el agua), el Persa (muy pacífico), el Bombay (muy extrovertido) o el Sphynx (cariñoso e ideal si hay alergias) son las más indicadas”, concluyó  Llorca.

La cara B de trabajar con gatos

Ahora bien, no todo son ventajas. De hecho, cualquier empresa que quiera convertirse en organización pet-friendly debería -segn Bizneo HR-  tener en cuenta una serie de consideraciones y normas. Sobre todo aquellas que tienen que ver con la higiene y la salubridad del puesto de trabajo:

  • Tener la cartilla de vacunaciones al día.
  • Llevar bolsas para las heces y mantener las zonas de trabajo limpias.
  • Llevar a los perros atados si se mueven por el edificio.
  • No dejar solos a los animales en los puestos de trabajo.
  • Tampoco es recomendable hacerlo si están enfermos.
  • Educar a las mascotas y garantizar que se lleven bien con otros animales.
  • Alimentarlos adecuadamente.
  • Establecer protocolos de actuación.
  • Proporcionarles un entorno apropiado.
Dejanos tus comentarios!

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba
Cerrar